Buenas noticias: el vino tinto puede ser bueno para los dientes

Buenas noticias: el vino tinto puede ser bueno para los dientes

La próxima vez que abra una botella de vino tinto considere usted brindar por la salud de sus dientes. Después de todo, según el equipo de investigadores del Centro Médico Universitario de Rochester en Nueva York, ciertos componentes que se encuentran en el vino ayudan a prevenir la acumulación de placa y la aparición de la caries.

Estos componentes del vino, llamados polifenoles, son capaces de bloquear la acción de la bacteria streptococus mutans la cual participa en la formación de placa y la caries.

Normalmente esta bacteria descompone el azúcar que ingerimos y lo convierte en unas moleculas pegajosas (glucanos) que permiten a las bacterias adherirse a la superficie del diente. Estas bacterias, además, producen un ácido que ataca al esmalte y provoca la formación de la caries.

Sin embargo, los fermentos de las semillas, pieles y demás restos de la uva contienen gran cantidad de polifenoles. Los polifenoles bloquean la capacidad del streptococus mutans de producir glucanos, permitiendo que las bacterias “buenas” prosperen mientras impiden que las “malas” se adhieran a la superficie de los dientes.

La cavidad oral tiene una flora bacteriana muy rica en la que hay microorganismos patogénicos y microorganismos beneficiosos. No es posible eliminar sólo las bacterias perjudiciales.

Es necesario advertir, no obstante, que el vino tinto contiene pigmentos que pueden manchar los dientes por lo que no conviene abusar. Los responsables del estudio esperan poder encontrar una forma de añadir estos polifenoles a las pastas dentales y colutorios para poder aprovechar todos sus beneficios contra la placa y la caries sin ninguno de sus inconvenientes.